Juan 15:26-27 Pero cuando venga el Consolador, a quien yo os enviaré del Padre, el Espíritu de verdad, el cual procede del Padre, él dará testimonio acerca de mí. 27 Y vosotros daréis testimonio también, porque habéis estado conmigo desde el principio.

PADRE: Gracias por ser tu hij@, por haberme renacido de tu Espíritu, por hacerme una nueva creación. Acepto mi nueva identidad, así como tu paternidad, y la herencia y el destino que tienes para mi en Cristo Jesús.


SEÑOR JESÚS: Envía al Espíritu Santo para que me vivifique, me encienda y me empodere para dar testimonio de ti. Quiero hacer mi parte de la gran comisión, con las manifestaciones sobrenaturales que siguen a tu Palabra. Quiero hacer las obras de Jesús.

Hechos 10:38 cómo Dios ungió con el Espíritu Santo y con poder a Jesús de Nazaret, y cómo éste anduvo haciendo bienes y sanando a todos los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él.

SEÑOR ESPÍRITU SANTO: Tu eres mi consejero, ayudador y guía. Te pido unjas mis palabras, al compartir el evangelio. Dame sabiduría del cielo, revelación de los secretos de Dios, al enseñar tu Palabra. Gracias porque me has habilitado para conocer las cosas maravillosas que me ha regalado el Padre. Que yo hable con las palabras que me des, para explicar tus verdades espirituales. En el Nombre de Jesús, amén.

SEÑOR JESÚS: Tú dijiste que cuando venga el Espíritu de verdad, él me guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere del Padre y de ti, y me hará saber las cosas que habrán de venir. Abre mis oídos para estar atento a su voz y glorificarte. Jn. 16.13-15.

PADRE: Derrama bendición sobre mis necesidades personales y familiares. Permíteme estructurar mi agenda diaria para dar prioridad a tu presencia y a tus planes de extender el reino. Pido tu gracia para enfrentar cada desafío y cada reto en el matrimonio, la familia, escuela y trabajo.

SEÑOR JESÚS: Bendice a mis autoridades: Mis Pastores, discipulador y a cada hermano y discípulo tuyo. Que podamos cumplir las metas de crecimiento que nos tienes preparadas, el Nombre de Jesús, amén.

2 Timoteo 1:13-14 Retén la forma de las sanas palabras que de mí oíste, en la fe y amor que es en Cristo Jesús. 14 Guarda el buen depósito por el Espíritu Santo que mora en nosotros..

Categorías: Oraciones